6 diciembre 2022

Preocupación por posible desmonte en la ex reserva verde del “monte Marabello”

La petición se hizo a través del sitio change.org y ya juntó más de 1100 firmas. La petición se hizo a través del sitio change.org y ya juntó más de 1100 firmas. En el corto plazo no hay nada previsto pero sí existirá el loteo del terreno y le tocará una parte al municipio por la ordenanza de plusvalía sancionada en 2020.

La petición se hizo a través del sitio change.org y ya juntó más de 1100 firmas. En el corto plazo no hay nada previsto pero sí existirá el loteo del terreno y le tocará una parte al municipio por la ordenanza de plusvalía sancionada en 2020.

Desde ayer circula en redes una petición para juntar firmas por la protección del conocido espacio del “monte Marabello”, un terreno de 9 hectáreas repleto de árboles, ubicado en las inmediaciones de calle Libertad y Urquiza frente a la Escuela Normal y que pertenece a la familia Denaday y Cascallar. 

“Justamente en estos tiempos de pandemia urge conservar los espacios que limpian el aire y nos proporcionan oxígeno para respirar, y ni hablar de la regulación de temperatura que produce un monte de estas características, frente a los 40 grados diarios que estamos viviendo”, explica el texto de la solicitud. 

Lo cierto es que ese espacio ya no es una reserva verde y esto se debe a una petición de la familia y del propio Ejecutivo al HCD presentada y aprobada el año pasado bajo la ordenanza 3585, con el fin de poder lotear ese terreno y posteriormente posiblemente venderlos. A su vez, el municipio podría hacerse de un 12% del valor de la propiedad en dinero o tomar como pago parte del terreno, haciendo uso de la ordenanza de plusvalía o renta diferencial urbana del 2020 y de ese modo, podría llevar adelante cualquier proyecto de planificación urbana que se apruebe debidamente en el Concejo Deliberante. 

En ese caso, se podrían crear viviendas, colocar una calle que vuelva a unir los barrios o crear una plaza de juegos, cualquier proyecto que se presente y apruebe bajo ordenanza municipal. 

Por otra parte, la protección del arbolado público corre por otros carriles igualmente exigibles y existen varias ordenanzas municipales que fueron creadas a lo largo del tiempo y la resolución Nº946 más cercana del 2020 que busca la protección, planificación y registro. 

No obstante, el proceso de división y loteo del Monte Marabello es altamente costoso y lleva mucho tiempo, por lo que tal vez ni siquiera esta gestión municipal actual lo alcance a ver y por lo tanto, tampoco alcance a desarrollar sus posibles proyectos, salvo que dicha planificación urbana sea incluida dentro un proyecto macro para el desarrollo urbano, que tenía en mente el intendente Flexas para los próximos 100 años. 

El texto, que posiblemente desconocía estas cuestiones legales sobre la propiedad en cuestión, esbozó un posible uso del lugar: “el monte podría usarse con fines recreativos agregando algunos senderos y bancos sin demasiada intervención, y también y no menos importante, es un espacio ideal para la educación, para salidas de campo de las escuelas y jardines de infantes, reconocimiento de diferentes tipos de seres vivos, observación, etc.” describe el documento. 

Luego sumó a la idea de protección de arbolado, espacios verdes y construcción de viviendas: «hay muchísimos terrenos sin árboles alrededor del pueblo. Si el municipio tiene voluntad, se pueden lograr otras gestiones que no impliquen quitar árboles de tantos años con todos los beneficios que generan, y construir viviendas justamente en espacios ya libres de monte (como la mayor parte del entorno de campo abierto que nos rodea). Somos seres conscientes, y decisiones como éstas nos afectan directamente.»

Déficit habitacional

La problemática de la vivienda propia en General Viamonte ha crecido en los últimos años, cerca de unas 1400 solicitudes han llegado al municipio y todavía no se evidencian soluciones en el corto plazo. La falta de terrenos municipales o que el municipio no compre tierras nuevas, dificulta aún más la llegada de un plan de viviendas provincial o nacional. A su vez, si efectivamente no se dispone de recursos para la compra de terrenos, menos se dispondrá para crear un plan de viviendas propio. 

Por otro lado, la suba despiadada de los precios en los alquileres, la nula regulación de los mismos y la escasez de viviendas para alquilar, agravan aún más la situación. 

Cambio Climático 

El cambio climático que estamos viviendo a nivel mundial es producto de la actividad del hombre provocando el calentamiento global. La deforestación es una pieza clave.  

La deforestación implica un agravamiento de las condiciones para enfrentar el cambio climático. Y es que los árboles “absorben” el dióxido de carbono (y otros gases de efecto invernadero) y evitan que se libere a la atmósfera. En Argentina los cambios en el uso del suelo y la ganadería generan más de la mitad de los gases de efecto invernadero que el país emite a la atmósfera.

“Los bosques representan uno de los sumideros más importantes de carbono en la superficie del planeta. Dado que el CO2 es el principal componente de los gases de efecto invernadero (GEI), es muy importante que los bosques lo retengan en su estructura y no sea liberado a la atmósfera. Si aumenta el contenido de estos gases, aumenta la cantidad de radiación retenida por la atmósfera, y se intensifican el calentamiento global y su impacto en los sistemas naturales y las actividades socio económicas”, explica en la web del CONICET Ricardo Villalba, investigador superior del Instituto Argentino de Nivología, Glaciología y Ciencias Ambientales (IANIGLA).

Pero en nuestro país, la situación es crítica. Según la ONG Greenpeace, Argentina está entre los 10 países que sufrieron más desmontes en los últimos 30 años. Se perdieron alrededor de ocho millones de hectáreas de bosques, especialmente en Salta, Santiago del Estero, Chaco y Formosa.

error: Este contenido está protegido